Foxcatcher
TRUMBO:
UNO CONTRA EL IMPERIO 
[...] LEER
Foxcatcher
MAD MAX FURY ROAD:
 AHORA CONDUCEN ELLAS
[...] LEER
Foxcatcher
THE REVENANT:
 UNA ODISEA AMERICANA
[...] LEER
miércoles, 15 de julio de 2015
(Colin Trevorrow, 2015)

EL ESCAPARATE JURÁSICO

Universal Pictures / Amblin Entertainment / Legendary Pictures, ©2015.


Los comentarios de los mismos personajes de Jurassic World, tanto los que enaltecen el romanticismo mesozoico del primer Jurassic Park, como los que critican el excesivo rol comercial del parque de esta cuarta entrega, son aplicables a la película en sí. El parque de la isla Nublar se ha reconstruido, haciendo alarde de alta tecnología y actualizando los usos de los grandes reptiles al de parques temáticos al uso: espectáculos de bestias acuáticas en piscinas con gradas, paseos en triceratops como si fueran ponys, velociraptores adiestrados y, para ir más allá en busca de los tópicos de la manipulación genética, se ha creado un nuevo dinosaurio estrella para el parque, el Indominus Rex, que dobla en tamaño al T-Rex y cuyas habilidades e inteligencia se disparan.

Los protagonistas son Owen Grady (Chriss Pratt) y Claire Dearing (Bryce Dallas Howard) los encargados de lidiar con la parte salvaje y económica respectivamente. Mientras Owen se las tiene que ver para adiestrar velociraptores, Claire tiene que soportar a los agentes bursátiles que inyectan las grandes inversiones que sustentan al parque temático. Lo que no sabemos es qué relación guardan, si es que lo hacen, los personajes de esta entrega con los de las anteriores, pues no hay que sepamos ningún vínculo más allá de ser una prolongación del proyecto temático, que lo convierte en una versión más comercial, aspecto que también sufre la película.





Hay un aluvión de escenas de acción, que mantiene al film lejos del suspense que manejaba aquella brillante primera entrega. Pero sobre todo hay unos espectaculares combates entre dinosaurios, que son lo mejor que se nos ofrece, aunque como los humanos parece que somos los protagonistas de todo esto, los combates se ven interrumpidos por los humanos, con sus sustos, sus huídas y sus grititos, mientras los grandes monstruos se dejan la piel en una encarnizada batalla. ¿Es eso lo que cabría esperar de Jurassic World? Los resultados en taquilla dan cuenta de que estas escenas de lucha entre reptiles gigantes ha calado en muchos espectadores, consiguiendo tapar contradicciones argumentales, como que en un momento del film Chris Patt se rocía gasolina para engañar al olfato supersensible del Indominus, y más adelante el Indominus ha perdido esa habilidad, sin haber mostrado síntomas de estar resfriado que sepamos. Pero esto no afecta al guion, que mantiene por sí un nivel muy flojo pues, vale la pena reiterarlo una vez más, solo busca excusas para mostrar espectaculares escenas de combate entre dinosaurios y de extras siendo despedazados.



De regalo eso sí, hay conflictos emocionales, los hay de todo tipo y los hay de sobra. Tenemos en un matrimonio divorciándose, unas hermanas que no se hablan, unos hermanos que no se comprenden, también tenemos una tensión de amor, e incluso tenemos conflicto emocional para los velociraptores, que se encuentran ante el dilema de obedecer a sus adiestradores o revelarse contra ellos. Pero no vemos que nada de esto juegue un papel en la trama como lo hacía en Jurassic Park (1) el tener que arreglárselas Alan Grant (Sam Neil) con los nietos de Hammond, enfrentándose a su repulsión por los niños, improvisando una acampada al aire libre y realizando una odisea de regreso a la base junto a ellos. Pero en Jurassic World como digo, los conflictos son muchos y sobran. Son meros adornos gratuitos, pues además de para rellenar las escenas en que no sale el Indominus, parecen estar solo para tener algo que resolver cuando llega el final del film. Se resuelven sin darles giro alguno a los personajes. Cuando llega el final, los conflictos se resuelven porque sí, al unísono y sin dejar ni suscitar algún tipo de reflexión.



Jurassic World revende el producto de una manera peculiar, incluyendo cierta autocrítica de manera superficial. Los adiestradores de velociraptores se muestran contrarios al método de crianza que se ha usado para el Indominus Rex, que es una aberración creada por el hombre en busca de una máquina jurásica perfecta para la caza. Desde la sala de controles también tenemos a un antisistema, que se calza la camiseta del primer Jurassic Park y critica el modo en que los avances científicos del parque se están usando para vender la genética comercialmente a los mejores postores. Incluso Claire, la que directora del parque, reconoce que aquella magia por ver dinosaurios vivos se ha perdido y que ya ningún niño se queda prendado por ver al animal, sino se le han añadido genéticamente el doble de dientes. Esta es la justificación que da a la comercialización del parque, y al mismo tiempo de la superficial espectacularidad del film.

El mensaje es claro, si quieres ver una millonada gastada solo en efectos visuales convertidos en monstruosos reptiles de combate, aquí lo tienes, ese gusto te quedará bien satisfecho. Pero si buscas alguna implicación emocional o algún giro de guión que te lleve a hacer una mínima elucubración mental sin desmoronar la trama, vete a ver la primera o incluso la segunda entrega. Es lo que parecieran decir incluso el Rex y el Raptor al tomar protagonismo en este film, ellos dos son los héroes del parque, nos salvan de la aberración genética que es el Indominus, defienden a la naturaleza de la manipulación genética, y al hacerlo nos invitan a ver las películas en que ellos eran los verdaderos villanos a los que el hombre difícilmente vencería y más le valía huir en helicóptero. Así que si para algo funciona esta cuarta entrega, es para revalorizar y revisitar las primeras (sobre todo la primera), que con unos efectos visuales inferiores y que aún así eran su principal reclamo comercial, mantenían conflictos emocionales, traiciones entre personajes y unas tramas y un suspense que mantenían la película a muy buen nivel general en sus principales facetas.



Jurassic Park (Steven Spieblerg, 1993), Universal Pictures




ARTÍCULOS RELACIONADOS:
Foxcatcher
INSIDEOUT:
LAS EMOCIONES TOMAN 
EL CONTROL [...] LEER
Foxcatcher
EL ABUELO QUE SALTÓ:
 TODO ESTÁ PERMITIDO,
MENOS PENSAR [...] LEER
Foxcatcher
BIRDMAN:
ALGUIEN VOLÓ SOBRE
EL TEATRO [...]
LEER

1 comentario:

  1. Me parece muy interesante la crítica. Yo pienso muy parecido, y eso que cuando empieza promete bastante, con ese parque jurásico desatado-crítica de tantas cosas. Pero luego opta por lo fácil, efectos especiales a mansalva, personajes planos, y a correr. Es cierto que en la primera había más profundidad emocional y argumental. Es algo muy típico del cine de Hollywood de hoy, cualquier película de este tipo hace quince años me parece más madura (ya no hablemos de si hace más). Además, falta una cosa muy importante: la ciencia. Toda esa ciencia que resultaba apasionante en la primera es invisible en ésta.

    ResponderEliminar

ARTÍCULOS SUGERIDOS

Foxcatcher
EL PLATÓN DE PALOMITAS:
UNA MIRADA ACTUAL A

LA REPÚBLICA [...] LEER
Foxcatcher
INSIDEOUT:
LAS EMOCIONES TOMAN 
EL CONTROL [...] LEER
Foxcatcher
MAPS TO THE STARS:
CONSTELACIÓN DE
PARANOIAS [...]
LEER
Foxcatcher
OFFSIDE: EL ESCORZO PERMANENTE
UNA MIRADA PERIFÉRICA

[...] LEER
Foxcatcher
LOS IDUS DE MARZO: DETRÁS DEL TELÓN
LA POLÍTICA DE FONDO
[...] LEER
Foxcatcher
ASÍ HABLÓ NIETZSCHE 1
LA OBRA DE ARTE OTOTAL AUDIOVISUAL 

[...] LEER
Foxcatcher
AUSTRALIA: A PESAR DE LA BELLEZA: 
LA IDEOLOGÍA ESCONDIDA
Australia busca seducir al espectador con una propuesta estética preciosista, envolviendo un punto de vista ideológico. 


     LEER      
Inside Out
DUELO DE ÁGUILAS
"Cada generación tiene su misión y no necesita hacer tan extraordinarios esfuerzos, que lo sea todo para la anterior y la siguiente" 
-Søren Kierkegaard-

LEER      

EL PLATÓN DE PALOMITAS

La mayor crítica artística de un filósofo es por seguro la realizada por Platón en el libro X de La República : "que no hemos d...

Entradas populares

CRÍTICAS SUGERIDAS

Foxcatcher
TRUMBO:
UNO CONTRA EL IMPERIO 
[...] LEER
Spotlight
SPOTLIGHT:
PULITZER EN PRIMERA 
PLANA [...] LEER
The Big Short
THE BIG SHORT:
 OTRA VEZ LA CRISIS
[...] LEER
Foxcatcher
THE REVENANT:
 UNA ODISEA AMERICANA
[...] LEER
Foxcatcher
JOY:
LA CENICIENTA 

CONTEMPORÁNEA [...] LEER
Foxcatcher
CREED:
EL REQUETEÚLTIMO 
ASALTO [...] LEER
Foxcatcher
IRRATIONAL MAN:
PIENSO, LUEGO... ACTÚO 
[...] LEER
Foxcatcher
EL CLUB:
UNA RECLUSIÓN CEGADORA
[...]
LEER
Foxcatcher
MAD MAX FURY ROAD:
 AHORA CONDUCEN ELLAS
[...] LEER

ÍNDICE

FACEBOOK

E-BOOK:

Comprar solo E-book: 3€
E-book + Libro impreso: 15€

BLOG MIEMBRO DEL JURADO

REVISTAS:


TWITTER

LO MÁS LEÍDO

NOTIFICACIONES POR MAIL:

E-BOOK:

Comprar solo E-book: 3€
E-book + Libro impreso: 15€

WEBS:

PERFIL

Mi foto

Contemplación del cine como una herramienta de pensamiento.

FACEBOOK

Con la tecnología de Blogger.

E-BOOK:

Comprar solo E-book: 3€
E-book + Libro impreso: 15€